Comparado con manejar durante el día, manejar de noche:

Conducir de noche es más peligroso que conducir durante el día, por varias razones: es más difícil ver en la oscuridad; usted puede cegarse temporalmente por el resplandor de las luces de otros vehículos; y es probable que haya más conductores en la carretera que estén cansados o bajo la influencia de sustancias.
DMV Writen Test Logo